Icono lápiz. Fondo edificio

La Escuela 2.0 inicia desde sus directivas

Como entusiasta de la educación y el Internet, es difícil concebir una institución de educación (independiente de su nivel de formación) que opere sin la incorporación de Tecnologías de Información y Comunicación en sus procesos misionales, especialmente en la docencia. Las bondades que brindan las TIC saltan a la vista en el marco de la cooperación, colaboración, multimedia e interacción.

Sin embargo, a partir de una entrevista que realiza Espacio Educativo (2010) a María Teresa Lugo, docente investigadora del Instituto Internacional de Planteamiento de la Educación de Unesco, se deja entrever la existencia de centros de formación que poco o nada aprovechan la tecnología como estrategia de enseñanza (para sus docentes) y aprendizaje (para sus estudiantes) en Latinoamérica.

La situación es compleja cuando se escudriña sobre la participación y compromiso de la directivas de la institución. La brecha no es solamente territorial. En un mismo escenario existen brechas actitudinales, conceptuales y motivacionales que generan ruido en la implementación de nuevos modelos.

La Escuela de hoy

En el ideal de Escuela 2.0 el estudiante presentan habilidades y expectativas que superan en complejidad y extensión a sus predecesores. La alfabetización de hoy –como lo indica Lugo- no involucra únicamente la lecto-escritura, también se debe formar en lo audiovisual y la digital:

“Hoy un sujeto alfabetizado, además de leer y escribir, tiene que ser capaz de interaccionar (sic) con un sistema de menús mediante un teclado, un mouse y pantalla, navegar a través de documentos hipertextuales sin perderse, conocer mecanismos y procedimientos para grabar imágenes, procesarlas y difundirlas en un sitio web, tener las destrezas para buscar datos en la Red, saber discriminar y otorgar significados a las informaciones, escribir un documento y enviarlo por correo electrónico o por SMS, participar en foros, subir fotos, videos o presentaciones de PowerPoint para compartirlos, participar de Redes sociales, comentar Blogs académicos, abrir un Blog personal, etc.” (María T. Lugo)

Esto exige que la escuela tradicional se transforme profundamente desde sus bases estratégicas y pedagógicas hasta el micro-currículo y las estrategias didácticas que ejecutan sus docentes. La transformación exige un compromiso de toda la comunidad académica, incluyendo a los padres de familia.

“La paradoja es que tenemos, en muchos casos, una escuela que fue pensada para el siglo XIX, con docentes formados en y para el siglo XX, y con alumnos del siglo XXI.” (María T. Lugo)

Transformaciones estratégicas

Iniciando desde el cuerpo directivo y el direccionamiento estratégico, se hace preciso involucrar explícitamente las TIC como herramienta de apoyo. Por ejemplo, el Proyecto Educativo Institucional – PEI debe evidenciar la posición y aprovechamiento de las TIC en la gestión curricular (entendido el currículo como todo aquello que tiene valor formativo, no solo el plan de estudio). También se debe incluir la apuesta en los planes de inversión física y tecnológica, formación docente e investigación, entre otros.

Impacto en los docentes

Por su parte, los docentes adquieren un nuevo rol en el proceso de enseñanza. El modelo se transforma del “profe-centrismo”, donde el docente es el centro del proceso de enseñanza pues es dueño del conocimiento, al “constructivismo”, donde el estudiante asume un rol activo y se apoya en el docente para construir sus propias estructuras de significado.

El uso instrumental de las tecnologías desaparece y obliga al docente a (re)conocer y aplicar estrategias pedagógico–didácticas que -si aplican- integren el uso auténtico de las TIC. Es decir, la Escuela 2.0 no exige un uso desmedido de tecnologías, exige una estrategia pertinente, precisa, oportuna, estratégica y persuasiva.

Lo anterior requiere claramente una apuesta institucional. En otras palabras: “Donde manda capitán no manda marinero”, es decir, si la dirección no apuesta por las TIC difícilmente puede hablarse de Escuela 2.0.

Para seguir discutiendo sobre el tema, te invito a leer “La democratización de la educación

Tweets sobre e-Learning. Libro gratuito. Autor: Juan Carlos Morales S.

Tweets sobre e-Learning

Descarga este libro electrónico de acceso libre, donde se presentan ideas, conceptos, experiencias y casos de éxito sobre la educación en línea.
Obtener una copia

Bibliografía

Espacio Educativo. (2010). Una escuela innovadora no solo transmite información, sino que gestiona democráticamente el conocimiento. Espacio Educativo (6), 62-70.

¿Necesitas apoyo en tu proyecto e-Learning? Contáctame

¿Tienes una pregunta sobre el artículo? Cuéntame en los comentarios. Además, si quieres que escriba sobre algún tema, anótalo a continuación para agregarlo a la agenda de contenidos.

Logo NequiTu aporte permite crear contenidos. Envía un aporte Nequi

Logo PayPalHay más posibilidades. Apoya el blog desde PayPal.me

Logo YouTube¡Vamos por los 10.000 suscriptores en YouTube! Suscríbete

Por:
Juan Carlos Morales S.
Comunicador y educador
YouTube | LinkedIn | Instagram | Twitter

Licencia Creative Commons La Escuela 2.0 inicia desde sus directivas por juancadotcom se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 4.0 Internacional. Basada en una obra en https://e-lexia.com/blog.

2 respuestas a «La Escuela 2.0 inicia desde sus directivas»

  1. Absolutamente de acuerdo con la postura, la decisión debe ser institucional y debe esta contemplada en el PEI.
    También habla Juan Carlos Tedesco sobre el analfabetismo digital.
    Te invito a ver este video sobre el trabajo que se hace en mi escuela, una escuela primaria, de la zona norte del conurbano bonaerense, subvencionada al 100%, con un alto porcentaje de becados y en un medio vulnerado social y económicamente.
    https://www.youtube.com/watch?v=dFcFkdrU1rs#t=27
    Saludos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.