Icono Lápiz. Fondo Teclado

Niveles de interactividad en el e-Learning

¿En qué se diferencia un proceso de formación en línea soso de uno atractivo? La respuesta es amplia, pero dentro de ella aparece la interactividad, sin lugar a duda.

La interactividad es una característica per se de la multimedia. En palabras sencillas y sin utilizar un latinismo, el diseño de recursos multimedia supone algo más que la mera convergencia de formatos (texto, imagen, audio y video).

Otras características intrínsecas de ésta son la narrativa y, lo que nos convoca, la interactividad. Por cierto, estas van de la mano.

La narrativa se entiende como un “hilo” que conecta la información y le permite al lector generar representaciones mentales coherentes sobre el contenido. La interactividad, por su parte, responde a las posibilidades de construcción narrativas del lector.

Miremos en detalle.

¿Qué es la interactividad?

Según la Real Academia Española – RAE, el objeto que nos ocupa se define como “cualidad de interactivo”. Un asunto ambiguo, para ser precisos.

Continuando la consulta, por interactivo, el mismo organismo, en su segunda acepción, menciona:

“Dicho de un programa: Que permite una interacción, a modo de diálogo, entre la computadora y el usuario”.

Una definición más cercana al objetivo de esta publicación, pero hace falta una pequeña aproximación más.

“La interactividad se podría definir como la capacidad que tiene el usuario de preguntar al sistema, y sentar así las bases para recuperar la información de la forma deseada. Una forma de facilitar la interacción puede ser el hipertexto, que tal vez constituye la forma más simple de interactividad”. (Guevara, Botero, & Castro, 2015).

Así, se entiende por interactividad como la capacidad que ofrece un recurso digital para que el usuario – lector asuma el control de su experiencia.

Como ejemplo, y recuperando lo que menciona la definición anterior, una página web que ofrece al visitante hipervínculos (sean de expansión, referencia, comando, entre otros) clasifica como recurso interactivo.

Pero aquí surge una nueva pregunta:

¿Qué niveles de interactividad existen?

Hay diferentes estudios sobre el tema. Algunos brindan rigurosas y amplias descripciones, mientras otros intentan ser breves prácticos.

Una propuesta para esta clasificación tiene origen en un documento del Departamento de Defensa de Estados Unidos (1999). Este estudio, aunque data del siglo pasado, entrega elementos importantes. Miremos:

Nivel 1: Pasiva. El usuario es un receptor de la información. Visualiza texto e imágenes en el dispositivo. La interactividad se expresa en la navegación hipertextual.

Nivel 2: Limitada. El usuario puede entregar respuestas simples al sistema. Por ejemplo: diligenciar un formulario.

Nivel 3: Compleja. Aumenta la variedad y profundidad de las respuestas que el usuario entrega al sistema. Los entornos de aprendizaje personalizado son un ejemplo de ello.

Nivel 4: Tiempo real. La experiencia se basa en una simulación que refleja exactamente la situación de trabajo.

A modo de ejercicio, ¿En qué nivel de interactividad se ubica este blog?

¿Necesitas asesoría en educación virtual?

Apuesta por una experiencia de enseñanza – aprendizaje significativa, aprovechando las narrativas digitales y las posibilidades de la web.
Conversemos

Niveles de interactividad en el e-Learning

Aunque el trabajo del Departamento de Defensa de Estados Unidos está basado en un modelo de diseño instruccional, es necesario profundizar en la descripción de los niveles de interactividad para la educación en línea.

En ese orden, me permito citar y complementar la publicación que comparte Gutierrez (2012). En ella, la autora menciona que los niveles de interactividad se clasifican en cuatro escenarios y responden a conceptos de interacción, complejidad y sofisticación del recurso.

Los niveles y sus particularidades son:

Interactividad pasiva

La experiencia de aprendizaje es lineal. El estudiante consume los contenidos y realiza las actividades en un único sentido, definido por el experto temático. En palabras sencillas, son recursos que se navegan con los botones “Anterior” y “Siguiente”.

En términos pedagógico – didácticos, estos materiales son utilizados en escenarios de formación básica, donde los procesos cognitivos son de orden inferior.

Desde la producción, el material digital utiliza gráficos, fotografías, animaciones simples, rollovers y evaluaciones con preguntas básicas.

Interactividad limitada

En este escenario, el alumno tiene la posibilidad de interactuar con recursos digitales algo más complejos. Las narraciones audiovisuales, las infografías y los mapas entran en escena.

Desde lo educativo, la oferta de contenidos se amplía, pues se pretenden procesos cognitivos mayores. Glosarios, catálogos y demás recursos de terceros entran en escena.

Lo anterior aumenta la experiencia de navegación y profundiza la narración hipertextual, pues permite al usuario llegar a otros escenarios, donde -incluso- puede encontrar nuevos niveles de interactividad.

Interactividad moderada

La mera recepción de contenidos desaparece. En este nivel, el alumno percibe que los entornos responden a sus necesidades y expectativas. Hay posibilidades de personalización del proceso de enseñanza – aprendizaje.

En lo pedagógico, los procesos cognitivos de análisis y evaluación, presentes en la taxonomía de Bloom, toman lugar.

En la producción de contenidos se involucran animaciones, podcast, simulaciones básicas (donde el usuario introduce datos en campos), entre otros.

Simulación

Aquí se ubican los procesos cognitivos superiores y los materiales digitales de mayor complejidad.

Los videojuegos son herramientas pedagógico – tecnológicas que encajan en este nivel. Un ejemplo son los simuladores de vuelo, que recrean con lujo de detalles las diferentes condiciones a las que se enfrenta un piloto de aviación.

Indudablemente, este tipo de recursos son los más atractivos para jóvenes estudiantes.

Tweets sobre e-Learning. Libro gratuito. Autor: Juan Carlos Morales S.

Tweets sobre e-Learning

Descarga este libro electrónico de acceso libre, donde se presentan ideas, conceptos, experiencias y casos de éxito sobre la educación en línea.
Obtener una copia

Conclusión

La interactividad es una de las características de las interfaces y los recursos digitales multimedia. A través de ella, el usuario asume el control de su experiencia y tiene la posibilidad de crear escenarios personalizados.

Para facilitar la identificación, diseño, integración y evaluación de recursos interactivos se han establecido diferentes niveles, que varían de acuerdo con los estudios. Pero, en resumen, se identifican cuatro: pasiva, limitada, completa y simulación de la realidad.

Mientras más alto sea el nivel, mayor será la complejidad narrativa, los requerimientos en producción multimedia y la capacidad tecnológica. Lo que, innegablemente, redunda en los costos asociados al proyecto.

¿Qué nivel elegir? La respuesta está en la apuesta pedagógica, pues -como lo he mencionado en varios artículos- lo comunicativo y tecnológico del e-Learning sirven a la dimensión pedagógica.

Bibliografía

  • Guevara, R., Botero, R., & Castro, C. (2015). Una revisión a los niveles de interactividad de los contenidos digitales. Nuevas ideas en informática educativa, 469-473.
  • Department of defense. United States of America. (1999). Development of interactive multimedia instruction (IMI). Obtenido de EverySpec.com.
  • Gutierrez, K. (07 de 2012). Definiendo los niveles de interactividad en eLearning. Obtenido de Shift: Disruptive eLearning.

¿Tienes una pregunta sobre el artículo? Cuéntame en los comentarios. Además, si quieres que escriba sobre algún tema, anótalo a continuación para agregarlo a la agenda de contenidos.

Logo NequiTu aporte permite crear contenidos. Envía un aporte Nequi

Logo PayPalHay más posibilidades. Apoya el blog desde PayPal.me

Logo YouTube¡Vamos por los 10.000 suscriptores en YouTube! Suscríbete

Por:
Juan Carlos Morales S.
Comunicador y educador
YouTube | LinkedIn | Instagram | Twitter

Licencia Creative Commons Niveles de interactividad en el e-Learning por juancadotcom se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 4.0 Internacional. Basada en una obra en https://e-lexia.com/blog.

6 respuestas a «Niveles de interactividad en el e-Learning»

  1. Imagino que, si los niveles de interactividad están en orden, un nivel mayor contiene los aspectos y capacidad tecnológica de los anteriores. Es decir, ¿el limitado contiene hipertexto y los aspectos del nivel pasivo?

    1. Hola, nuevamente, Marilyn.

      Sí, efectivamente. Creo que en el artículo no soy claro en ello, pero es tal cual lo describes. Un nivel superior supone la existencia de las características del anterior. Imagino que existe un término para describir esa situación, pero en este momento no logro dar con él. Sin embargo, tu mensaje es la mejor explicación.

      ¡Gracias por ello!

  2. Hola.
    Para dar respuesta al ejercicio que se plantea: creería que es el nivel 2 «Limitada», por lo que tiene los formularios de contacto y de interacción; pero, también podría ser el nivel 1 «Pasivo», por la hipertextualidad.
    Me gustaría confirmar la respuesta para tener un poco más de claridad en el tema.
    Gracias.

    1. Hola, Marilyn. Gracias animarte a responder la pregunta.

      Lo primero, indicar que no existe una respuesta 100% acertada. Como bien lo comentas, el blog podría ubicarse entre nivel uno y dos; como lo decía hace un par de días, en otro artículo, «en el canto de la moneda». Sin embargo, apelando a las breves definiciones que propone el texto, podría enmarcar el blog en una interactividad limitada. Evidencia de ello es lo que -precisamente- estás haciendo: diligenciando un pequeño formulario de comentarios.

      Ahora, con mi respuesta, lo que estamos logrando es una interacción… ¿Interactividad e interacción? ¿cuál es la diferencia? Esto da para otro artículo, pero básicamente podemos entender la interacción como la relación entre personas -que puede estar mediada por TIC- e interactividad como la relación entre usuario y máquina. Entonces, gracias a la interacción limitada que propone el blog lograste una interacción «moderada» con su autor.

      Desde mi propuesta, la educación virtual debería apostar por sistema interactivos que permitan la interactividad en todo momento, sin descuidar la interacción entre estudiante – profesor – sector productivo, que es donde la apuesta por un aprendizaje significativo sería mucho más precisa.

      Sigamos interactuando. Quedo atento a tu respuesta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.